lunes, 24 de junio de 2013

Agujeros de Donut (Doughnut Holes) al estilo de Jersey.

Cuore Ingrato.

Me gustan mucho todos los tipos de bollos que se puedan hacer con niños. Y más ahora que como sabréis, ya han empezado las vacaciones. Para ellos, porque para nosotros han empezado lo que yo llamo: "24th hours non-stop". Y es que da igual que tengan actividades, que se vayan con los abuelos o que se queden en casa... el asunto es que tú ya no eres dueño de tu destino y sabes que a partir de ahora, y hasta que tengas vacaciones-vacaciones, tu vida transcurrirá entre correr al trabajo, volver corriendo, actividades sin fin, piscinas, playas o lo que surja, cenas, comidas, meriendas en una bolsa y ni un sólo segundo libre para nada que no sea plan infantil. Por eso, y porque también algún día lluvioso nos tocará, hoy traemos estos "Agujeros de Donut" que se pueden hacer con los niños y pasar la tarde tan ricamente.


Doughnut Holes al estilo de Jersey.

Ingredientes y elaboración:

Para esta receta vamos a tener que TOSTAR LA MANTEQUILLA. A pesar de lo que parece, es un proceso muy sencillo que consiste en derretir la mantequilla en un cazo y seguir dándole vueltas hasta que quede marrón clarito y toda la cocina se impregne de un olor parecido a las avellanas tostadas.  Si estáis tentados a saltaros este paso y poner la mantequilla tal cual, os diré que allá vosotros, pero qué no sabéis lo que os perdéis. Es fundamental en cuestión de color, olor y sabor.

-Tostamos 80 gr de mantequilla y la dejamos enfriar en un bol hasta que haya perdido parte del calor pero no se haya empezado a solidificar.
-Mientras tanto, precalentamos el horno a 180º (como no podía ser de otra manera) y le ponemos un poquito de harina a nuestros moldes de cupcakes o muffins. 
-Ahora añadimos a la mantequilla 115 gr de azúcar y 1 huevo. Mezclamos muy bien con la batidora de varillas hasta que se forme una crema clarita.
-En otro bol mezclamos:
170 gr de harina,
1 cucharadita y media de levadura
1/2 cucharadita de sal
1/4 de cucharadita de nuez moscada
1/4 de cucharadita de jengibre
Un par de clavos de olor (Quitamos la cabeza con los dedos y la aplastamos con el índice y el pulgar desechando el palito)
1 cucharadita de ralladura de piel de naranja.
Y preparamos en una jarrita 110 ml de leche entera.
Ahora vamos alternando la mezcla seca y la leche añadiendo ambas a la mezcla del huevo y la mantequilla hasta que formen una masa consistente.

Rellenamos los moldes hasta el 70 % de su capacidad y los metemos en el horno durante 20-25 min. Quedarán marroncitos y olerán increíblemente bien. Espectaculares.  

Mientras están subiendo como locos, preparamos la envoltura con los siguientes ingredientes:
-75 gr de mantequilla derretida en el microondas en un bol.
-100 gr de azúcar blanca y 1 cucharadita de canela mezclados en otro bol. 

Los sacamos del horno y con un cuchillo los "lanzamos" fuera de los moldes. Cogemos un bollito por un extremo y lo pasamos por la mantequilla hasta que esté recubierto completamente. Acto seguido, pasamos al bol del azúcar y la canela y acabamos el abrigo de los bollos.
Los ponemos a enfriar en un plato aunque, en mi opinión, están mucho mejor calientes. ¡Feliz comienzo de verano!



jueves, 6 de junio de 2013

Galletas Hojaldradas de Naranja y mermelada de Frambuesa


"Una Casa con Tres Balcones" de Ariel Rot.

Mientras hago esta entrada, tengo un ojo puesto en la ventana. He dejado un plato con unas galletas encima de la mesa para tentar a Mel y así poder reñirla cuando se acerca. Así dicho parece una táctica sádica, pero ha sido el único método que se me ha ocurrido para que deje de robar comida. Ahora lleva un rato rondando la mesa pero... pero nada... me acabo de dejar los nudillos golpeando el cristal porque estaba a punto de subirse a la mesa. Esta claro que no tengo ni idea de adiestrar un perro.
Y lo peor de todo es que creía que sí. ¿Nunca habéis pensado que estaría tirado hacer algo y cuando os ponéis de verdad manos a la obra, resulta que no? A mi me ha pasado mil veces y la cocina no es una excepción. A veces leo recetas que aparecen con una claridad meridiana en mi cabeza y luego me doy cuenta de que he pecado de exceso de confianza y el resultado se aleja misteriosamente de la maravilla que debería haber sido.
Esta receta de Martha Stewart que os traigo hoy me sirve como ejemplo. Las fotos que veis son de la SEGUNDA vez que la hice. La primera... mejor la enterramos en el Cementerio de las Malogradas Galletas. Así que no os preocupéis si alguna vez no os sale alguna receta: Pensad, preguntad, experimentar y sobre todo ¡volved a la carga una y otra vez hasta que salga... porque SALDRÁ!

GALLETAS DE NARANJA Y MERMELADA DE FRAMBUESA


Ingredientes y Elaboración:

Mezclamos en un bol:
  • 240 gr de Harina
  • 120 gr de Maizena
  • 1/2 cucharadita de Sal
Y reservamos. En otro bol y con ayuda de la batidora mezclamos,
 
  • 125 gr de mantequilla (La derretimos primero un poco en el microondas)
  • 70 gr de azúcar (Sé que parece poco, pero es suficiente. Luego verás por qué)
  • Una cáscara de naranja rallada.
  • 1 yema de huevo (Reservamos la clara para luego) 
Cuando este lista esta mezcla (Tenemos que tener cuidado de que todos los ingredientes formen una crema perfectamente integrada porque la mantequilla tiende a quedarse en la parte de abajo)
Añadimos las harinas y formamos una masa de aspecto liso.
 
Montaje de las galletas:
 
Nos armamos con la balanza, un platito con azúcar para rebozar las galletas y un cuenco en donde pondremos la clara ligeramente batida.
  • Primero: Vamos formando bolitas de masa de unos 20 gr con las manos.
  • Segundo: las pasamos por la clara de huevo
  • Tercero: Las pasamos por el azúcar
  • Cuarto: Con el pulgar, les hacemos un agujero en el centro (sin llegar a la base) lo suficientemente profundo como para que al subir en el horno, aún  quede una hendidura  para que la mermelada no se escurra. 
  • Quinto: Ponemos las porciones de masa en una bandeja del horno cubierta con un papel vegetal y las metemos en el horno durante 15-17 min a 180 º.  
Una vez que estén horneadas, las ponemos con mucho cuidado a enfriar en la rejilla.
Cuando estén completamente frías, les pondremos una cucharadita de mermelada de frambuesa o arándanos, o incluso naranja... Es importante que sea un pelín ácida para equilibrar el dulzor del azúcar en la superficie.
 
Os deseo un feliz fin de semana. ¡Qué ya llega el verano! 
Se ha producido un error en este gadget.